Letras y Acordes |  Acordes |  musica y amigos |  Afinador | 
 
num  A  B  C  D  E  F  G  H  I  J  K  L  M  N  O  P  Q  R  S  T  U  V  W  X  Y  Z  

 

Romance con aquel hijo - Mario Alvarez Quiroga  

Links Patrocinados / Anuncios:

una_columnados_columnasaumentar_letrareducir_letravista_scrollver_impresionver_impresion_con_acordes | votar: ++++++++-- | Puntaje actual: 8.80

Links Patrocinados

Links Patrocinados

calculadora de indice de masa corporal IMC

Links Patrocinados




Diccionario de Nombres



Romance con aquel hijo

RECITADO
TE ACUERDAS AQUELLA TARDE
BAJO EL VERDE DE LOS PINOS
QUE ME DIJISTE QUE GLORIA
CUANDO TENGAMOS UN HIJO
Y TEMBLABA TU CINTURA
COMO UN PALOMO CAUTIVO
Y NUEVE LUNAS DE SOMBRAS
BRILLABAN EN TU DELIRIO.
TU ENTRE SUEÑOS
YA CANTABAS,
NANAS DE SIERRA Y TOMILLO
E IBAS LAVANDO PAÑALES
POR LAS ORILLAS DEL RIO.
YO ARQUITECTO DE ILUSIONES
SOSTENIA EL EQUILIBRIO
DE UNA TORRE DE ESPERANZAS
CON UN BALCON DE SUSPIROS.

I.
mi.m
Hubiera podido ser
Si7
Hermoso como un jacinto
                Mi7
Con tus ojos y tu boca
              La.m
Y tu piel color de trigo
Pero con un corazón
                     mi.m
Grande y loco como el mío
         Do.M
Hubiera podido ir
          La.m                 Si7
Las tardes de los domingos.

De mi mano y de la tuya
Con su traje de marino
Luciendo un ancla en el brazo
Y en la gorra un nombre antiguo
Hubiera salido a ti
En lo dulce y en lo vivo
En lo abierto de la risa
Y en lo claro del instinto.

Re7
Y a mi tal vez que saliese
                                       Sol.M
En lo triste y en lo litrito
        Re.m                  la.m
Y en esa torpe manera
                                   La.m
De verlo todo distinto
Ay! que cuarto con juguetes
                                   mi.m
Amor hubiera tenido
                                             Si7
Tres caballos, dos espadas
                                      mi.m
Y un carro verde de pino
                                        Si7
Un tren con siete estaciones
                                            mi.m
Un barco, un pájaro, un nido
                                   Si7
Y cien soldados de plomo
                                 mi.m
De plata y oro  vestidos.

II.
En tu cómoda de cedro
Nuestro ajuar se quedo frío
Entre azucena y manzanos
Entre romero y membrillo
Que pálidos los encajes
Que sin olor los pañuelos
Y que sin sangre el cariño
Tu te has casado con otro
Yo con otra he hecho lo mismo.

Juramentos y palabras
Están secos y marchitos
En un antiguo almanaque
Sin sábado ni domingos
Ahora bajas al paseo
Rodeada de tus hijos
Dando el brazo a la levita
que se pone tu marido.

Nos saludamos de lejos
Como dos desconocidos
Tu marido baja y sube
La chistera, yo me inclino
Pero yo no me hago cargo
De que hemos envejecido
Porque te sigo queriendo
Igual o mas que al principio.

Y te veo como entonces
Como tu criatura de lirio
Y aquella voz que decía
Cuando tengamos un hijo
Y en esas tardes de lluvia
Cuando mueves los bolillos
Y yo paso por la calle
Con mi pena y con mi libro
Dices con miedo entre sombras
Amparada en el visillo
Ay! si yo con ese hombre
Hubiese tenido un hijo.





Esta es una transcripcion personal de un usuario de www.letrasyacordes.net - El material contenido en esta pagina es para exclusivo uso privado, quedando prohibida su reproduccion o retransmision, asi como su uso con fines comerciales.


Articulo Destacado: Voz en el cantante
La producción de la voz en el cantante es sumamente especializada, pues necesita muy buen uso de la respiración, de correcto apoyo costodiafragmático, del equilibrio del funcionamiento de las cuerdas vocales y de la colocación de la voz en resonadores.
 
El aire inspirado debe ser correctamente dosificado para manejar frases largas de acuerdo a las necesidades de la música.
 
Para manejar un buen apoyo que permita la resistencia de la emisión de la voz, se necesita del buen funcionamiento de músculos como el diafragma, intercostales, abdominales y de dorsales. No se debe nunca olvidar que sin buena respiración, no hay canto que permanezca.
 
El apoyo permite el manejo correcto de todos los registros, cambios de volumen y resistencia vocal para el canto.
 
Las cuerdas vocales son músculos recubiertos de mucosa ondulatoria que permiten la sonorización del aire. Están dentro de la laringe y tienen movimientos de apertura , cierre y ondulación.
 
La laringe tiene diferentes músculos pequeños que controlan las cuerdas vocales; hay otros en cuello, cara y boca que permiten cambios en las cuerdas vocales y en el tracto vocal para lograr modificaciones en el volumen, tono y timbre de la voz.
 
El tracto vocal que va de laringe a nariz, cavidad oral, cavidad nasal y sinusal constituyen los resonadores en donde el cantante aprenderá a enriquecer su voz, colocarla e impostarla de acuerdo a las necesidades del canto.
 
La voz cantada debe ser brillante, entonada, dar los requerimientos musicales que dicta el compositor, permitir buen fraseo, ser potente, flexible, resistente y hermosa.
 
El canto, que es considerado el instrumento musical más bello , amerita higiene correcta de la voz y una técnica adecuada para optimizar todas las características sonoras de la voz.
 
El canto necesita de calentamiento de la voz antes de cada actividad . En ocasiones se necesitan ejercicios especiales de voz, cuando el funcionamiento de la misma se ve alterado por mala técnica vocal para hablar. Es indispensable recordar que los mismos órganos que se usan para la maravillosa producción del canto se necesitan para hablar. Al cantar se tiene técnica y al hablar no, provocando daño en la voz y alteraciones en el canto: disodeas.
 
Conciencia de la voz .-
 
El cantante tiene una conciencia vocal diferente a la mayoría de las personas.
 
La voz para el cantante, es su instrumento más importante. Si aquel está sin poder cantar tiempo prolongado puede desarrollar inseguridades, mismas que al volver a cantar producen alteraciones en tono, volumen, fiato y manejo de colores entre otros; las cuales en ocasiones persisten varios meses, a pesar de haberse solucionado los problemas de salud vocal y de técnica.
 
Al ser mas sensible el cantante en su conciencia vocal, debe tomar medidas de salud estrictas así como refinar y practicar siempre su técnica, para apoyar la eficiencia de su canto.
 
La imagen mental que el cantante tiene de su voz depende de diversos factores personales y adquiridos. En ocasiones influye la tendencia de las casas productoras, de la música comercial o de cierto cantante al cual desea parecerse, para lograr cierto estilo de canto.
 
fuente
 
Letras y Acordes punto net, el mejor sitio para encontrar y compartir letras de canciones, con sus correspondientes acordes para guitarra y piano. Registrate en nuestro foro y enterate cómo agregar tus propias transcripciones. No te olvides de votar para calificar la calidad de las letras
Palabras utilizadas para encontrar esta página:
Mario Alvarez Quiroga, Romance con aquel hijo, letra de Romance con aquel hijo de Mario Alvarez Quiroga, letras, letra, acordes, canciones, letras de cancion, lyrics, cancion, grupo, banda, cantante, tablatura, partitura, tocar con guitarra, tocar con piano, tocar con bajo, armónica, teclado, bajo, ejecutar, estudiar música
Ver más canciones de :

Mario Alvarez Quiroga


 
{c} 2007 / 2011 - letrasyacordes.net